Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
►w_adblock_title◄

►w_adblock_intro◄

►w_adblock_explain◄

►w_adblock_closed_btn◄

Marcos Larrazábal
Lunes, 5 de febrero de 2018
Prosigue la violencia "antifa" ante la incompetencia de la Fiscalía para Delitos de odio

Lincoln Gabriel, el brasileño "antifa" con licencia para atentar

Guardar en Mis Noticias.

¿A qué espera el Fiscal para Delitos de odio para ejercer el trabajo por el cual le retribuimos excelentemente todos los españoles? ¿Qué más pruebas necesita dicho Fiscal para incriminar a este sujeto, no por faltas sino por delitos, por delitos de odio, por acciones criminales perpetradas por aversión ideológica y religiosa, perfectamente tipificadas en el Código Penal?

 

[Img #9328]De nada sirve las denuncias de un periódico valiente como La Tribuna de Cartagena.

De nada sirve la extraordinaria actuación policial.

Los terroristas "antifas" campan a sus anchas porque la Fiscalía para Delitos de odio no hace su trabajo.

 

Les ponemos en atecedentes:

 

El 9 de diciembre dos jóvenes cartageneros (uno de ellos menor de edad) eran brutalmente agredidos por los terroristas de extrema izquierda autodenominados "antifas".

 

Por primera vez en la historia, un delegado del Gobierno, Francisco Bernabé -recién designado para su cargo en la Comunidad Autónoma de la Región de Murcia- tomaba cartas en el asunto y entendía la gravedad de unos hechos en absoluto casuales: los terroristas "antifas" llevan años campando a sus anchas en la Región, con absoluta impunidad e incluso contando con subvenciones y apoyos institucionales, entre ellos el del rectorado de la Universidad de Murcia.

 

Francisco Bernabé ordena a los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado que pongan todos sus efectivos para identificar y detener a los agresores y en pocas horas son detenidos en Cartagena, María Dolores Cánovas Robles, alias "Esparky" y el ciudadano brasileño Lincoln Gabriel, alias "Lin".

 

Ambas ratas sociales son identificadas por los jóvenes patriotas cartageneros como los autores materiales de la salvaje agresión.

 

Los mismos facinerosos son reconocidos por nuestro director, Josele Sánchez, como dos de los cuatro terroristas de extrema izquierda que intentaron atentar contra él.

 

El brasileño Lincoln Gabriel, alias "Lin" ya había sido detenido como autor de la criminal agresión sufrida por un joven patriota en Murcia, tras la manifestación por el soterramiento de las vías del AVE.

 

Los "antifas" pasan a disposición judicial e inmediatamente soon puestos en libertad.

[Img #9330]

 

 

 

 

La Tribuna de Cartagena publica sus nombres, sus alias y sus fotografías, como autores del atentado contra los jóvenes patriotas de Cartagena (perfectamente identificados por las víctimas) y como miembros del grupo de cuatro "antifas" que intentó atentar contra nuestro director (que también los identifica plenamente).

 

Lincoln Gabriel, alias "Lin" tiene la desfachatez de dirigirse por correo electrónico a nosotros exigiendo una rectificación: su misiva no encuentra respuesta porque en La Tribuna de Cartagena no hablamos con terroristas.

 

Ayer domingo, Lincoln Gabriel, alias "Lin" volvía a ser detenido, poco antes de que se inicra el  derbi murciano que enfrentó al UCAM CF con el Real Murcia.

 

La pelea, en la que "Lin" usó un cinturón como arma blanca, tuvo lugar en la zona de Alfonso X El Sabio, y provocó heridas a otro seguidor.

 

Dicen que la policía no ha podido identificar de qué club era el agresor: vamos, pues, a echarle una mano desde La Tribuna de Cartagena.

 

El agresor, Lincoln Gabriel, alias "Lin", al que el fútbol no le importa lo más mínimo y sólo lo utiliza como fuente de encubrimiento de su célula criminal de extrema izquierda, pertenece a la peña ultra "City Boys".

 

Los "City Boys" es la peña ultraizquierdista y violentísima del Ciudad de Murcia, que actualmente milita en Preferente Autonómica.

 

Se trata de una peña radical que nada tiene que ver con el UCAM, pero que acude a los partidos del equipo, flitrándose entre sus aficionados y desplazándose con el equipo en algunas ocasiones con el único objetivo de encubrir sus acciones criminales como si fueran "broncas futbolísticas entre aficiones rivales" y actuar como reclamo y cantera de nuevo jóvenes radicales que incorporan poco a poco a su organización criminal, a los "antifas".

 

Pero una cosa es que los "City Boys" no tengan nada que ver con el UCAM C.F,y otra, bien distinta, que la directiva del club no conozcna perfectamente su existencia.

 

[Img #9329]De nada sirve las constantes  denuncias de La Tribuna de Cartagena, un medio de comunicación que, como consecuencia, ha sufrido el ataque de los terroristas de extrema izquierda.

 

De nada sirve una extraordinaria intervención policial que en pocas horas fue capaz de detener a los principales miembros de esta organización riminal en las ciudades de Cartagena y Murcia.

 

Por todo lo expuesto, desde La Tribuna de Cartagena lanzamos las siguientes preguntas que precisan de respuesta inmediata.

 

¿A qué espera el Fiscal para Delitos de odio para ejercer el trabajo por el cual le retribuimos excelentemente todos los españoles? ¿Qué más pruebas necesita dicho Fiscal para incriminar a este sujeto, no por faltas sino por delitos, por delitos de odio, por acciones criminales perpetradas por aversión ideológica y religiosa, perfectamente tipificadas en el Código Penal?

 

¿A qué espera la directiva del UCAM C.F. para expulsar a unos radicales que no representan a su afición y que sólo sirven para albergar y encubrir a acciones terroristas que empañan el buen nombre del Club?

 

¿A qué esperan los órganos de dirección de la Universidad Católica de Murcia (UCAM) a exigir que un Club que patrocina dicha institución no pueda acoger a miembros radicales "antifas"?

 

Y algo más que deben conocer nuestros lectores: desde algunos ayuntamientos y, de manera muy especial desde la Universidad de Murcia, una universidad pública que pagamos todos los ciudadanos, se presta a esta basura social cobijo, protección, promoción y cesión de locales, entre otras cosas para que organicen actos en los que traen como conferenciantes a etarras recién puestos en libertad para adoctrinar a sus jóvenes cachorros murcianos, unos jóvenes cachorros que se han convertido en los matones de la facultad y que tienen atemorizado a todo el campus y, muy especialmente, a todos los estudiantes que no piensan como ellos.

 

Por mucho que el delegado del Gobierno haga su trabajo...

 

Por mucho que la policía haga su trabajo... 

 

Por mucho que desde La Tribuna de Cartagena (a riesgo de represalias que ya hemos recibido) denunciemos contínuamente a esta organización terrorista... 

 

De nada sirve si el Fiscal para Delitos de odio no cambia sus imputaciones, si no deja de considerar como "faltas" las acciones criminales de la extrema izquierda (como "broncas callejeras", como "peleas de bar").

 

[Img #9331]Cuando a unas víctimas se les identifica en las redes sociales por mostrar sus pefiles como patriotas.

Cuando son localizados.

Cuando se les practica un seguimiento.

Cuando alguien informa del mejor día, lugar y hora para ser atacados. Cuando se producen estos atentados. Cuando, además, estos "antifas" actúan en todo el territorio nacional, de forma coordinada, planificada y jerarquizada... señor Fiscal: esto es terrorismo: un terrorismo de libro.

 

O se actúa de inmediato o muy pronto podemos tener otro asesinato como el que protagonizó uno de estos terroristas de extrema izquierda, Rodrigo Lanza, matando sin ninguna compasión al "patriota de los tirantes con la bandera nacional" Víctor Laínez.

 

Y si no... al tiempo.


 

 

 

 

 

Acceda para comentar como usuario Acceda para comentar como usuario
¡Deje su comentario!
Normas de Participación
Esta es la opinión de los lectores, no la nuestra.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios inapropiados.
La participación implica que ha leído y acepta las Normas de Participación y Política de Privacidad
3 Comentarios
Fecha: Jueves, 8 de febrero de 2018 a las 10:01
Ramiro
Es verdad todo lo que decís.
Las fiscalías especiales contra los delitos de odio fueron creadas, única y exclusivamente, PARA PERSEGUIR A LA GENTE DE DERECHAS, no a los de izquierdas, y a las pruebas me remito.
¿Cuántos procedimientos penales se han incoado contra militantes de partidos de izquierdas y de extrema izquierda...?
CREO PUEDEN CONTARSE CON LOS DEDOS DE LA MANO, y seguramente, sobran dedos.
Fecha: Martes, 6 de febrero de 2018 a las 22:50
NACIONALISTA ESPAÑOL
Los antifascistas son terroristas , los hay callejeros tipo el mierda ese de la foto , pero también los hay incluso metidos a policías y a todo tipo de cargo publico , y es esa la razón por la que también campan a sus anchas.

Todos los regímenes y sistemas tienen sus parapoliciales , los FASCISTAS de MUSSOLINI a sus camisas negras , los NACIONALSOCIALISTAS alemanes a sus camisas pardas , los FALANGISTAS españoles a sus camisas azules , y ahora las plutocracias capitalistas , liberales y masónicas del sionismo internacional , a sus ANTIFASCISTAS , gente inculta , analfabeta , adicta a la bebida y a las drogas , capaces de perpetrar ataques violentos de todo tipo , incluso llegando a cometer asesinatos.

El antifascismo es el brazo callejero del $I$T€MA CAPITAL para luchar contra el patriotismo y nacionalismo identitario anti-este $I$T€MA.
Fecha: Lunes, 5 de febrero de 2018 a las 18:32
Escipion
Hay alguna cosa que es como una espinita clavada en el alma.Porque si en la gran mayoría de los casos todos hemos estado frontalmente contra el terror y contra los años duros de asesinatos cada tres días,cuando autobuses,coches con guardias , policías,políticos eran asesinados lo hemos sentido hondamente y hemos consolado a sus familias.Porque se nos trata así desde las instituciones como si nosotros fuéramos terroristas?
Esto seguramente también sea una espina clavada en más de uno.Me pregunto si no les removerá la conciencia.Los políticos vendidos a los mercaderes no tienen conciencia y no saben lo que es el honor ni la dignidad.Si lo observamos es desolador y desconsolador.Pero como saben los más viejos del lugar todo va y bien,lo que es negro se vuelve blanco y hoy se es yunque
Y mañana martillo.

La Tribuna de Cartagena • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2018 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress